Pasar al contenido principal
xDescarga nuestra APP IR
Ningún Bacán es como mi bacán Kalley Móvil.

Ningún bacán es como mi bacán

¡Y si algún bacán es como mi bacán, es porque mi bacán le enseñó a bacanear!

Así de sencillo, el que lo entendió lo entendió… Bueno, está bien, si no lo entendiste, te lo aclaramos ya mismo.

 

Ningún Bacán es como mi bacán Kalley Móvil.

 

¿Qué o quién es un bacán?

Bacán: 

Adjetivo / nombre masculino y femenino

*En Colombia

[persona] Que es agradable y se preocupa permanentemente por los demás sin esperar retribución alguna.

 

Ahora sí… piensa en tu barrio, en tu cuadra, en tu parche ¿encuentras un bacán inconfundible? ¡TODOS TENEMOS UNO!, es más 2, tal vez 3 y eso se debe, probablemente, a que nuestra cultura es así, amable.

 

Como el tipo al que le preguntas por una dirección y además de explicarte 3 formas diferentes de llegar, te aconseja por quién preguntar, qué camino es más seguro, te dice a qué lado está, pintado de qué color, si existe un atajo… y al final, hasta te acompaña y para acabar de completar cuando le dices “parce, mil gracias”, te responde “no, de nada” y te desea buena suerte.

 

Mejor dicho, como decían las abuelas “al que quiera más, que le piquen caña”. 

 

Así es como los amigos, somos felices y bacanes

 

Dónde encontrar un bacán de barrio

En Kalley Móvil los tenemos mega identificados, somos un radar de gente ‘buena papa’ (buena onda, dícese de bacán). El bacán de tu barrio (o la bacana ;) puedes ser tú, es el que conoce a todo el mundo y todo el mundo lo conoce, es ‘Don José’, el de la tienda, que siempre te desembala y encima te da consejos, el de la sabiduría de la cuadra que defiende que es mejor tener amigos que plata. 

 

Ese bacán es el parcero de la esquina, el del Efecty, que se pilló hace rato que cuando vas a hacer recargas es porque vas a llamar a “ya sabemos quién” 😏 y hasta te da tips para conquistar, porque eso sí “recargue desde mil pesitos, que el consejo se lo doy gratis”, te dice.

 

O tu vecino, ese amigo de la cuadra que, además de una tacita de azúcar y la natilla de cada diciembre,  hasta te ha prestado plata o te transfiere saldo (obvio, desde nuestra app) no sin antes decirte, en broma, “parce, no se preocupe por plata que plata no hay, pero algo se hace” y sí, él siempre “algo hace”.

 

En fin, no mentimos si te decimos que es una especie que abunda, por fortuna, y que se caracteriza por ofrecer siempre soluciones, de esas que valen la pena, que alegran los días y que hacen de la vida, literalmente, una bacanería.

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, procurar tu seguridad, mostrarte publicidad de tu preferencia y conocer tus hábitos de navegación. Si continúas navegando, estarás aceptando su uso. Puedes cambiar su configuración u obtener más información en este enlace.  Ver Política de Cookies

ACEPTO

Suscríbete

para tener acceso a beneficios y promociones

Suscríbete

para tener acceso a beneficios y promociones